El recuerdo de Farabollini a 60 años de su partida

Sencilla recordación y tributo al siempre presente Jorge Eduardo Farabollini. Fue destacado cultor y exponente del turismo de carretera. Un vuelco múltiple en la zona de Chivilcoy motivó su fallecimiento. 



Se cumplen 60 años de la trágica partida de Jorge Eduardo Farabollini, uno de los ídolos deportivos pehuajenses. Ocurrió el domingo 12 de agosto de 1962, durante el desarrollo de una competencia de turismo carretera, organizada por el Auto Moto Club, de Junín, con el premio “Eusebio Marcilla”, en la curva de la localidad rural de Palemón Huergo.

El grave accidente perdió la vida el joven y destacado piloto pehuajense, a los 33 años de edad. El Ford (Nro. 8, “Ciudad de Pehuajó), en el que viajaba Farabollini, junto a su acompañante, Horacio Alice, sufrió varios y repetidos vuelcos, quedando, prácticamente destruido.

El piloto, en estado crítico, presentaba una seria , en la zona del cráneo, con un cuadro de hundimiento y abertura del parietal derecho. Fue trasladado al Instituto Médico del Oeste (I.M.O.), donde recibió, las primeras atenciones médicas. Luego, ante la gravedad del caso, se decide trasladarlo en avión, hacia Buenos Aires, pero fallece en la ambulancia que lo transportaba al aeródromo Chivilcoy.

Su acompañante, Horacio Alice, sufrió lesiones, en una de sus piernas, que implicaron su posterior amputación.



En horas de la tarde, de aquel luctuoso domingo, los restos de Jorge arribaron a nuestra ciudad. Enorme y profunda consternación de toda la comunidad. Muchos comercios cerraron sus puertas en señal de duelo y una multitud le dio el último adiós en la necrópolis local.



Jorge Eduardo Farabollini, había nacido el 19 de abril de 1929, hijo de Nazareno Farabollini y Anunciada Carnevali. Su trayectoria deportiva en el TC, fue significativa y meritoria. Debutó en la “Vuelta de Olavarría”, el 24 de febrero de 1957; participó, en 47 competencias y fue ganador de la “Vuelta de Arrecifes”, el 30 de abril de 1961.


UN RECUERDO INALTERABLE



En las últimas horas, el periodista Roberto Rodríguez, a propósito del triste episodio acaecido hace seis décadas, expresó en el diario “Noticias”:

Varias generaciones no llegaron a conocerlo, pero muchos supieron de él, dado que su recuerdo ha generado libros, audiovisuales, artículos periodísticos, tangos y cuanta expresión evocadora uno pueda imaginar. Sin embargo, aquellos que fueron contemporáneos jamás podrán olvidar el 12 de agosto de 1962, tal es así que recuerdan perfectamente dónde se encontraban y qué estaban haciendo al momento de recibir la trágica noticia sobre el siniestro que se llevó al ídolo deportivo pehuajense”.


Compartir en Google Plus

0 comentarios:

Publicar un comentario